Las Quince Promesas de la Virgen María a los que recen el Rosario
a 2.75" x 5.5" prayer card, 3¢ each

Las Quince Promesas

Las Quince Promesas de la Virgen María
a los que recen el Rosario
(Concedido a Santo Domingo y al Beato Alano)

  1. Quien me sirva fielmente rezando el Rosario recibirá gracias notables.
  2. Prometo mi especial protección y las mayores gracias a aquellos que recen el Rosario.
  3. El Rosario será una armadura poderosa en contra del infierno; destruirá los vicios, disminuirá el pecado y derrotará las herejías.
  4. El Rosario hará florecer la virtud y las buenas obras; logrará para las almas, la generosa misericordia de Dios; alejará del corazón de los hombres el amor al mundo y sus vanidades, y los elevará a desear las cosas eternas. ¡Cuántas almas se santificarán por este medio!
  5. El alma que se encomiende a mí por medio del rezo del Rosario, no perecerá.
  6. El que rece el Rosario con devoción y medite sobre sus sagrados misterios, nunca se verá vencido por la desgracia. Dios no lo castigará con Su justicia; no perecerá en el desamparo a la hora de su muerte; y, si ha sido justo, permanecerá en la gracia de Dios y será merecedor de la vida eterna.
  7. El que tenga una verdadera devoción por el Rosario no morirá sin los Sacramentos de la Iglesia.
  8. Aquéllos que recen fielmente el Rosario tendrán en vida, y a la hora de su muerte, la luz de Dios y la plenitud de Sus gracias; al morir participarán de los méritos de los santos en el paraíso.
  9. Libraré del Purgatorio a aquellos que hayan sido devotos del Rosario.
  10. Los hijos fieles del Rosario merecerán una gloria singular en el Cielo.
  11. Por medio de la recitación del Rosario, obtendrán todo lo que me pidan.
  12. Socorreré en todas sus necesidades a los que propaguen el rezo del Santo Rosario.
  13. He obtenido de mi Hijo Divino que los defensores del Rosario tengan como intercesores, en vida y a la hora de su muerte, a la Corte Celestial entera.
  14. Los que rezan el Rosario son hijos míos, muy amados, y hermanos de mi Unigénito Hijo, Jesucristo.
  15. La devoción a mi Rosario es una señal notable de predestinación divina.

www.olrl.org/pray/

Copies of this item available from:
Our Lady of the Rosary Library
11721 Hidden Creek Road
Prospect, KY 40059

Order this item today!

Home